Estridentismo, de México al mundo.

09/11/2009

Fecha: 31 de diciembre de 1921

Lugar: México

Suceso: Publicación del manifiesto “Actual No. 1 Comprimido Estridentista”

 

La década de los años 20 fue una y muchas al mismo tiempo. El mundo, testigo del enfrentamiento entre generaciones de usos tradicionales con la modernidad, vio el nacimiento de las rupturas originarias del arte moderno.

El estridentismo es para México, punto de referencia y escala obligada al hablar de vanguardia. Tiene en su interior todas las virtudes y defectos de los “ismos” que vieron la luz a partir de 1921.

Abrevó del futurismo italiano hablar con heroísmo sobre las máquinas y negar el pasado, la metáfora los hermanaba con el ultraísmo español, el cinismo casi anárquico reflejaba su influencia dadá y el cubismo estaba plasmado en sus figuras. A todo ello hubo que agregar un sentimiento bolchevique, la imbricación de la política con el arte y una corriente no sólo artística sino de pensamiento enredada con todo lo demás.

Una revolución estética y política, poco original. Puede ser. Idéntico a sus contemporáneos, la palabra era emancipadora y la urbe dinámica con todas sus luces se alzaba como promesa de desarrollo abrazando los sueños de los obreros. Las máquinas los haría libres.

Los culpables de esta forma de expresión se llamaron formalmente “estridentistas” hasta 1927. Pero Manuel Maples Arce y el grupo que incluía a  Arqueles Vela, Germán List Arzubide, Salvador Gallardo, Germán Cueto, Ramón Alva de la Canal y Leopoldo Méndez; continuó después produciendo obras por separado.

La imagen y la letra se volvieron cómplices. Abandonaron la rima pero no el verso y lo que iniciara en el escaño literario se volcó luego a la pintura y escultura. El estridentismo extendió su herencia de artistas multidisciplinarios  todavía una década después.

Acercar la vanguardia a México constituye su punto fuerte. La irreverencia y su búsqueda de modernidad como garantía de inclusión a un mundo distinto del que se conocía en este territorio, representan el verdadero soporte de una revolución –mexicana-.

 

El insomnio, lo mismo que una enredadera,
se abraza a los andamios sinoples del telégrafo,
y mientras que los ruidos descerrajan las puertas,
la noche ha enflaquecido lamiendo su recuerdo.

 El silencio amarillo suena sobre mis ojos.

¡Prismal, diáfana mía, para sentirlo todo!

Prisma, fragmento. Manuel Maples Arce.

 

 

 

 

Anuncios

Una respuesta to “Estridentismo, de México al mundo.”

  1. Jesus Bonilla said

    Mucho tiempo busque en la web gente que le agradara el estridentismo, hoy en dia gracias a los blogs e encontrado mas información que me era muy difícil conseguir,gracias por tu blog

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: